Entrenar durante el embarazo en EPersonal: la experiencia de María

Hoy os presentamos el testimonio de María, que nos cuenta su experiencia tras acudir al centro EP Alicante para encontrarse mejor y reducir las posibles molestias que pueden surgir durante su embarazo y tras el parto.

Puede parecer que el embarazo sea la etapa perfecta para pasar tiempo descansando en el sofá. Es posible que te sientas más cansada de lo habitual, con dolor de espalda y con los tobillos hinchados, pero ¿sabes qué?, el embarazo puede ser el momento perfecto para comenzar a realizar ejercicio, aunque haga tiempo que no te ejercites.

Ya os contamos hace unas semanas el efecto que el sobrepeso puede tener durante el embarazo (puedes acceder a este artículo pinchando aquí), pero no solo controlar nuestro peso es importante, realiza ejercicio puede prevenir o mejorar nuestro dolor de espalda y otras molestias, mejorar nuestro humor, ayudarnos a dormir mejor, aumentar nuestra fuerza muscular, reducir el riesgo de diabetes gestacional y de hipertensión relacionada con el embarazo. También podemos reducir la depresión postparto y el riesgo de que nuestro bebé padezca macrosomía (tamaño mayor al normal).

María nos cuenta sus miedos a la hora de comenzar a hacer ejercicio, por lo que decidió ponerse en manos de los profesionales de nuestro centro en Alicante.

– María, ¿por qué decidiste comenzar a entrenar en EPersonal?

No sabía que tipo de ejercicio podría hacer y si había algún ejercicio que debería evitar. Por otro lado, me preocupaba no poder seguir haciendo deporte durante mi embarazo porque cuando no hago nada de ejercicio me duele la espalda por mis posturas en el trabajo, y también me preocupaba engordar demasiado.

– ¿Qué fue lo primero que pensaste al quedarte embarazada?

¿Lo primero que pensé?… pues me puse muy contenta. Por otro lado, sentí mucha responsabilidad porque te das cuenta que a partir de ese momento todo lo bueno y todo lo malo que hagas puede repercutir en el bebé. Y cómo no tienes ni idea de qué es verdad y qué es mentira de todo lo que lees y te cuentan por ahí…. ¡¡Son todo dudas!!!

Otra cosa que me vino a la cabeza cuando supe que estaba embarazada, es si podría seguir con mis rutinas diarias, y una de ellas era seguir haciendo ejercicio.

– ¿Cómo te encuentras haciendo ejercicio en el embarazo, y te sientes igual que cuando lo realizabas sin estar embarazada?

Los 3 primeros meses, por recomendación del ginecólogo., y porque estaba muy muy cansada, dejé de hacer ejercicio. Desde que retomé los entrenamientos me siento mejor, tengo más energía y más seguridad. Además cuando termino de entrenar estoy contenta porque siento que me estoy cuidando. Y eso me ayuda a sentirme mejor ahora, y seguro que me ayudará a recuperarme cuando nazca el bebé. Es evidente que es muy diferente realizar ejercicio embarazada que sin estarlo. Ahora te cansas más, con los cambios bruscos de posición te mareas un poco y en general te mueves más despacio. Es como si una parte de tu energía ya no fuera tuya. Pero aún así, es necesario moverse.

Sienta muy bien y además sientes que te estás cuidando y te encuentras mejor. La pesadez de piernas al estar casi todo el día de pie en el trabajo ha mejorado mucho desde que hago ejercicio.

María Orquín

Como María, muchas mujeres se sienten perdidas a la hora de comenzar a hacer ejercicio cuando se quedan embarazas. Por eso, en EPersonal, contamos con el programa Salud Embarazo diseñado por nuestros profesionales, y supervisado por nuestro servicio médico, especialmente diseñado para mujeres que estén pasando por esta bonita etapa.